La Coordinadora de Organizaciones Indígenas de la Cuenca Amazónica – Coica y la REPAM han formalizado un acuerdo para el trabajo articulado y en conjunto en defensa de la vida en la Amazonía.

Después de varios meses de diálogo y de identificación  de los puntos comunes para un actuar en conjunto, las dos organizaciones regionales, han  firmado un convenio que se focaliza en los temas de: derechos humanos, comunicación y procesos territoriales. La defensa de los derechos de los pueblos como la consulta previa, las amenazas por el extractivismo, la criminalización de defensores, el fortalecimiento organizativo y la comunicación desde la palabra propia de los pueblos, son los temas presentes en las dos organizaciones.

El próximo enero de  2019, se mantendrá un encuentro con los representantes de las organizaciones filiales de COICA en cada país y   miembros de REPAM para avanzar con el trabajo que tiene como objetivo  profundizar las alianzas que permitan unir posturas en defensa de los territorios y casi 400 pueblos amazónicos. Además se dialogará sobre el Sínodo amazónico y cómo las organizaciones sociales y sus bases, quieren que la Iglesia esté presente.

«Los poderes económicos y políticos que miran a la Amazonía como una mercancía están fuertemente unidos y en nuestro lado, hay muchas buenas iniciativas que se hacen, pero aisladas» menciona Gregorio Mirabal, coordinador general de COICA. «Por eso este es un gran paso para fortalecernos, aprender mutuamente y asegurar procesos a lo largo del tiempo, porque lo que se viene nos requiere unidos y organizados» señala Mauricio López de REPAM.