La oración de la tierra y de los pobres frente en la COP21

con No hay comentarios

TierraPobresParís, 05-12-2015 (REPAM).- Estoy en París, luchando como sociedad civil para que la Conferencia Mundial del Clima, la COP21, asuma finalmente el compromiso de enfrentar las causas del calentamiento del planeta, ayudando a la Tierra a mantener una temperatura favorable a la vida.

Como todos saben, sin no dejamos de usar combustibles fósiles, de destruir los bosques, de contaminar las aguas de los ríos, y no evitamos el consumismo y las montañas de basura, la temperatura puede aumentar entre 3 a 6 grados Celsius, haciendo que la vida sea casi imposible.

Ante esa situación, es difícil comprender cómo existan gobernantes con corazón tan duro. Debe ser que están sujetos a sus propios intereses, o, porque sirven a grandes intereses de otros, que no aceptan garantizar los derechos humanos ni exigir que en el documento de la COP21 que los compromisos sean vinculantes, esto es que los países estén obligados a cumplir esos acuerdos.

La dureza del corazón tiene su origen en la decisión de no oír el grito de la tierra y el grito de los pobres. Lo que nos queda es presentar a Dios, adorado con diferentes nombres y en diferentes caminos religiosos, estos gritos en forma de oración:

¡Dame fuerza! –reza la tierra-, para resistir tantas agresiones.

Ayúdame, para que los cambios del clima no aumenten el sufrimiento de los pobres.

Quiero continuar cuidando todas las formas de vida.

Pero, para eso, es necesario liberar a todas las personas del amor al dinero y la riqueza

Y liberarlas, de la indiferencia frente a mi sufrimiento y al de la mayoría de la humanidad.

Confúndelos Señor: para que su reinado diabólico llegue a su fin; y nuevos tiempos sean posibles.

Estamos al límite de nuestra resistencia –oran los pobres-, y los responsables de las políticas locales y mundiales no reconocen ni defienden nuestros derechos.

Sé nuestro inspirador y compañero en las luchas contra la explotación que nos hace sangrar a nosotros y a la tierra.

Ya que no quieren oírnos, confiamos, en que Tú encontrarás alguna forma de forzarlos a asumir, en la COP21, compromisos que salven nuestra vida y la vida de la tierra.

Ivo Poletto, de la Red Eclesial Panamazónica (REPAM) y asesor nacional del “Forum Mudanças Climáticas e Justiça Social” Brasil.

Dejar un comentario